Bebés y bilingüismo: ¿lo conseguiremos?

Como ser padre primerizo no es suficiente marr… reto, vengo con un añadido: quiero “contagiarle” el bilingüismo al niño.

Me explico: yo aprendí de niño tanto francés como español. Creo que es el mayor regalo que se puede hacer a alguien porque te ves con 7 años hablando dos idiomas con acento perfecto… y sin esfuerzo. Y además dicen que ayuda a aprender más idiomas. Yo no lo sé porque no puedo compararme con lo que yo hubiera sido sin ser bilingüe. Pero es cierto que ahora me expreso en inglés cuando es necesario.

Pero, ¿cómo traspasar todo eso al niño? Tengo que decir que fue casi la única cosa con la que decidí ponerme serio en la fase de embarazo. Tenía que saber lo suficiente sobre este aspecto antes de que naciera. Pero, ¿cómo?

By MPD01605 (Flickr)

By MPD01605 (Flickr)

Y es por cosas así por lo que me encanta Internet. Imaginad tener una duda como la mía, estar intentando trazar un plan, y contar con la ayuda de lingüistas de la Universidad de Leeds (Reino Unido), la de Hamburgo (Alemania), la de Suráfrica y la de Benemérita Universidad Autónoma de Puebla (México), además de una lingüista y madre de niños multilingües que ahora se dedica a la consultoría independiente sobre estas cuestiones. Todos ellos ofreciendo opiniones desinteresadas sobre mi caso en concreto. Bueno, lo conseguí gracias a un poco de búsqueda online, a un foro de lingüistas y a la maravillosa gente que sigue compartiendo conocimiento en la Red.

Sí tenía claro que, como no tenía mucho tiempo, libros me leería sólo uno, el que pareciera más un manual práctico para no iniciados y con ideas realistas para el día a día. Mi elección fue Be Bilingual – Practical Ideas for Multilingual Families, de Annika Bourgnone, que también mantiene una web al respecto. (Nota: no sé si existe en otros idiomas). Era justo lo que buscaba, hasta el punto de que si buscáis ese libro podréis leer la primera recomendación que jamás he escrito en Amazon. Lo merecía tanto el texto como la respuesta de la autora, que respondió amablemente a algunas de mis dudas más concretas.

Otra persona que ha sido un importante contacto y cuyo blog está lleno de información relevante es Madalena Cruz Ferreira.

Sé que son recursos buenos. No sé si nosotros conseguiremos el resultado esperado, porque obviamente el día a día de criar un bebé tiene poco que ver con un sesudo plan plasmado en la frialdad de la espera. Pero me gustaría, y es el objetivo, que él hable y entienda de nacimiento los tres idiomas en que su padre se maneja.

Por ahora, yo le hablo en francés y su madre en castellano. ¿Se hace raro? Sí: yo hacía años que no manejaba el francés a diario. Se me han olvidado algunas palabras y en ocasiones me veo buscando en Wordreference para desatascar una frase. Y eso que el niño ni me entiende ni me replica.

Varias verdades que había leído y que ahora puedo confirmar, por si hay en la sala un futuro papi con una situación parecida:

  • Sí, necesitas un plan. Criar a un bilingüe requiere compromiso, trabajo, y decisiones. No sale sobre la marcha.
  • Sí, a veces es raro. Ser consistente en usar un idioma con tu hijo incluye forzarte a hablarle en ese idioma delante de gente que no lo entiende, por ejemplo, lo cual puede ser violento. O tener que esforzarte en decir algo en la lengua A cuando te sale más natural en la B.
  • Sí, en cuanto pasan unas semanas resulta más natural de lo que esperabas. Al menos a mí me saldría muy raro hablarle a mi hijo en español. La lengua francesa se ha convertido en un territorio que compartimos.
  • Sí, también es útil para ti. Yo, por ejemplo, estoy recuperando mi nivel de francés, oxidado por años de poco uso. Sólo por hablarle en voz alta. Ni me imagino lo que me va a ayudar cuando él responda y tengamos conversaciones.

Así que si estáis pensándolo, echad un vistazo a esos recursos que os cito y ánimo. Yo, por mi parte, ya os iré contando cómo sale todo…

Anuncios

Productos que más utilizo como mami

En estos primeros 4 meses como mami que soy, llevo utilizando una serie de productos con los que me apaño estupendamente. Seguramente, a medida que pase el tiempo, vaya utilizando otros y/o deje de utilizar algunos de los que aquí os voy a comentar. Me viene bien dejar constancia de ello por si me quedo embarazada en un futuro o por si alguien me pregunta alguna vez.

Discos absorventes Chicco: Es el básico por excelencia en mi día a día. He probado los discos de Mothercare y los de Avent, pero sin duda me quedo con los de Chicco. ¿Por qué? Porque son los que mejor se adaptan al pecho sin que se noten muchas marcas; no te deja sensación de “tengo un pedazo de algodón puesto ahí” como me ocurrió con los de Mothercare. También por su precio. El pack de 60 cuesta poco más de 7 euros (¡ojo porque de una farmacia a otra puede haber una diferencia de hasta 3 euros!). Y muchas veces me viene con regalo de un mini pack de 30 unidades más. Un acierto total.

Discos chicco

Crema Purelan 100, de Medela: Afortunadamente no he tenido ningún problema por la lactancia. Ni una grieta ni nada. Eso que me llevo del aprendizaje de la “semana horribilis” en la UCI… pero eso es otra historia. Al tema. Utilizo esta crema pese a no tener heridas, simplemente por evitar sequedad. También nos ha resultado útil el primer mes de vida de mi bollito, cuando le salió una especie de callo en el labio debido a la succión. Un poquito de Purelán le suavizó inmediatamente.

purelan_frontal

Reafirmante Post Parto Trofolastín: Durante el embarazo utilicé la crema anti-estrías de esta marca y no me gustó tanto como me gusta ahora la reafirmante. El olor era un poco fuerte y algo desagradable. Pero la reafirmante no huele nada mal y los resultados están siendo buenos. A ver, la crema milagrosa no es, tampoco creo que lo sea ninguna en este caso… A mí lo que me falta es un poco de movimiento, de tonificación, de cardio… He recuperado mi peso anterior al embarazo, lo que estoy es un poco “flu-fli”.

trofolastin

Hidratante Nivea Soft para el cuerpo: Uy, a mí esta cremita ya me encantaba de siempre. Es tan fresquita y agradable que no dejo de utilizarla. A veces me la pongo también en la cara ya que no es nada grasa. Se absorve enseguida y huele bien.

nivea

Hidratante para cara Hydrance Optimale UV ligera, de Avene: Pues igual que en el caso anterior, esta crema ya la utilizaba antes de estar embarazada y siempre me ha gustado mucho. No deja la piel nada grasa y encima protege del sol. Además, muy útil para evitar manchitas en la piel durante el embarazo.

hydrance-optimale-ligera-uv

Contorno de ojos Idéalia de Vichy: Bueno, bueno, bueno… Ésta ha sido mi última adquisición. 100% recomendable para las noches interrumpidas por tomas, por caídas de chupete, por cacas descomunales que atraviesan el pañal como su sonido en tus tímpanos…. Es ponerse un poco de este contorno y desaparecen las ojeras de mapache. ¡Un gran descubrimiento!

VP17762_rec_main

 

Y vosotr@s ¿Qué es lo que mejor os funciona como mamis/papis?