Papeleos

CC manoftaste.de / Flickr

La carpeta es vuestra aliada. Mejor llevar papeles de más que de menos.

Nuestro bollito ya tiene hasta el DNI y pasaporte, era lo último porque todos los papeles obligatorios y “grandes” ya se hicieron en las primeras 2-3 semanas.

Gran aplauso a la inestimable ayuda que proporciona el listado de http://www.tramitesnacimiento.com/ Te dice qué debes hacer y en qué orden. Ánimo.

Todos sus consejos parecen correctos, incluido el enlace al formulario único que permite, con un solo papel (firmado por ambos, eso sí) reclamar la prestación de Seguridad Social de padre y madre.

IMPORTANTE: Para el DNI tuvimos un problemilla que os podéis ahorrar. El certificado literal de nacimiento del registro debe indicar que esa copia en concreto se emite a los efectos de sacarse el DNI. Si no aparece, no es un detalle trivial, os harán volver otro día… Lo malo es que puede que os pase como a nosotros, que no os valga ninguno de los certificados literales que os dieron al inscribir a la criatura. Lo bueno es que al menos en el registro de Pradillo la cosa va rápida y se puede obtener ese certificado en un par de horas.

Truco: Yo no necesité ir con Gafamamá a ningún trámite. Ni con el bebé. Sólo para sacarle el DNI tuvimos que llevarlo en persona.

Truco: Oigo a muchos papás decir que hay que ir de gira por las empresas para recoger los certificados. A mí me valió con los certificados que me enviaron escaneados y que imprimí en casa (a color, eso sí). Gracias a eso lo resolví todo por mail y sin tener que pisar mi empresa ni la de Gafamamá.

Ánimo que los papeleos son un rollo pero se supera.

¿Es un pájaro… un avión? No, ¡es un pedazo de premio!

one-lovely-blog-awardPero qué ilusión nos hace recibir premios de blogueras encantadoras. Así una se anima que da gusto 🙂 Muchísimas gracias de corazón a Ma petite Troll por este genial detalle. Y perdona la tardanza en responder 😉

Este premio se otorga a blogs jóvenes y no tanto para darles a conocer dentro de la blogosfera, y es muy importante que sigamos con la cadena, por el mismo motivo. Para ser nominado tienes que cumplir con los siguientes puntos:

– Agradecer el premio a quien te nominó

– Responder un cuestionario de 11 preguntas.

– Nominar a otros 11 nuevos blogs.

– Informar a tus nominados.

Pues nada, vamos a responder el cuestionario:

¿Qué tan difícil/fácil ha sido elegir el nombre de tu blog?

Pues no nos resultó muy fácil, la verdad, con tantísimos blogs ya existentes en este maravilloso mundo de la madresfera iba a ser complicado no coincidir, ser original y plasmar tu personalidad en el nombre del blog. Pero creo que al final logramos aunar estas 3 variables en el nombre de Gafapapás. No hace falta aclarar que los dos usamos gafas… jejeje.

¿Pensaste alguna vez estar metido en este mundillo bloguero?

Sí. Tenía muchas ganas de contar mi experiencia como madre en un blog. Sigo diferentes blogs de madres desde antes de ser madre y creo que la cantidad de cosas que podemos contar en la red como madres y padres son de inmensa utilidad. Qué pañales comprar, cómo sobrevivir al primer día de trabajo, qué llevar al hospital, las vacunas, los dientes, las rabietas… Temas que nos sirven tanto para desahogarnos como para ayudar al prójimo.

¿Qué quieres lograr con tu blog?

Pues desde el principio me lo planteé como un diario virtual en el que quedase plasmada mi experiencia. Por lo tanto, me gustaría tener continuidad y poder consultar en un futuro lo que me está pasando en el presente. Además, si puedo ayudar a alguien con mi experiencia, sería genial. También me encanta la idea de pertenecer a este mundo de madres y padres blogueros modernos, felices, con sentido del humor 🙂

¿Tus mejores cualidades son?

Uff, preguntarme esto a solo 2 meses de dar a luz, con las hormonas aún revolucionadas y la cabeza en otra parte es complicado… Pero bueno, creo que el ser optimista y creer que siempre hay una solución para lo que surja es algo que me ha caracterizado antes de ser madre y también ahora. Además, siempre trato de ofrecer mi mejor sonrisa y le doy mucha importancia al sentido del humor. Mejor las alegrías que las penas.

¿Vaso medio lleno o medio vacío?

Siempre medio lleno.

Si existiera el hada de los blog, ¿qué le pedirías?

Más tiempo para escribir y leer.

Tu motor es…

La felicidad de los míos.

¿Has conseguido algún beneficio por ser bloguera?

Conocer a gente interesantísima y encantadora.

El post que más te ha costado escribir hasta ahora…

El del parto.

El post que más has disfrutado escribiendo…

Los post sobre mi “semana a semana” del embarazo. ¡Qué recuerdos!

Tu filosofía de vida resumida en 5 palabras…

Sonríe, escucha, ayuda, ama, duerme (esta última es fundamental… ).

 

Y ahora toca nominar.

Bienvenida Mamá

En brazos de mamá

Días de 48 horas

La mamá de Álvaro

Frikimamá

Mamá Full

Mami a tope

Laura en París

Que viene mamá pata

Dos rayitas

Lectora, profe y mamá

 

¡Os lo merecéis!

Crisis de crecimiento o bache de lactancia

Ahora que tengo unos minutillos libres, aprovecho para escribir en el blog, que ya hace bastante que no lo hago! Y lo voy a hacer sobre las crisis de crecimiento o baches de lactancia, algo que creo que nos preocupa a muchas mamis y que sucede o puede suceder varias veces en la vida de nuestros bebés.

Resulta que entre el mes y el mes y medio de la criatura se produce un pico de crecimiento que se traduce en una mayor demanda de alimento (en mi caso, leche de mamá). Esto también puede volver a ocurrir a los 3 meses. ¿Qué es lo que pasa? Pues que si hasta entonces las tomas se producían cada 3 horas, aproximadamente, ahora la frecuencia es mayor y podemos vernos con el peque comiendo cada hora (hay casos que incluso cada menos tiempo).

Y no es solo que haya mayor demanda, sino que podemos vernos con verdaderas luchas a la hora de dar el pecho ya que el bebé se agita, coge y suelta el pezón, llora y parece no gustarle lo que está comiendo. Estas tomas son más cortas, por lo que es fácil que una llegue a frustrarse pensando: ¿Está comiendo lo suficiente?, ¿se queda con hambre?, ¿por qué parece que ya no le gusta mi leche?, ¿le dolerá algo?… y así hasta acabar con la cabeza como Stewe.

stewe

 

Desde mi experiencia más reciente, pues estoy saliendo ya de esta crisis, lo más recomendable para todas y todos es mantener la calma. Gravaos a fuego la palabra PACIENCIA. La clave para superar este bache está en la actitud de la madre. Y para que la madre tenga una buena actitud, no os cuento lo importante que es el apoyo y el ánimo de quienes la rodean. Cuando más calmadas, serenas y optimistas estemos, mejor saldrá todo.

Además, hay que acompañar a la paciencia de una serie de acciones:

Dar al bebé todo el pecho que pida. Da igual que haya picado hace media hora, hay que darle a demanda. Lo que hacemos con esto es regular la producción a la nueva cantidad que está demandando nuestro peque.

Dar el pecho en un sitio tranquilo, con luz tenue, sin ruidos, sin televisión. Solos el bebé y tú. Incluso recomiendan practicar el piel con piel antes de la toma. Así, el bebé estará mucho más tranquilo.

No forzarle nunca. Si no quiere comer, que no coma. Ya pedirá más tarde (pide SEGURO).

Deciros que cuando comenzó esta crisis, me puse a buscar información como una loca e incluso contacté con matronas y en todas partes me encontré con estas claves. Me fue de muchísima utilidad el Foro del Comité de Lactancia Materna de la Asociación Española de Pediatría. Os animo a que entréis y os registréis.

Y una última cosa: No decaigáis. Es muy fácil que en estas crisis de crecimiento se piense una y mil veces en meterle biberón al nene. Pero esto no hará más que echar al traste la lactancia materna exclusiva. Lo que hay que hacer es aumentar la producción de leche y esto solo se consigue con nuestro nene comiendo. Si le privamos de tomas y le damos biberón, nuestro pecho no se estimulará y adiós a la leche.

¿Cuál ha sido vuestra experiencia?

 

 

Aviso a navegantes: NO os caséis en Collado Villalba

AnillosPara incautos que estén pensando dónde celebrar la boda… No lo hagáis en Collado “porque casan en sábado”. Y, si lo hacéis en otro pueblo de Madrid por el mismo motivo, enteraos muy bien de cómo funciona su registro civil. Nosotros hemos tenido que pasar dos noches a la intemperie y esperar casi dos años para tener nuestro libro de familia. Nada de eso te lo dice el Ayuntamiento, que sí te cobra felizmente sus tasas por casarte, ya que no estás empadronado allí, etc.

No os engaño, nuestra boda fue maravillosa y la finca donde la hicimos también. Pero hoy me dejaría de tonterías, firmaría un miércoles (o cuando me citen) en el juzgado y no me importaría que la ceremonia “grande” con todo el mundo y el vestido, etc., fuera una representación del matrimonio y no “la firma en sí”.

Eso sí, si os casáis en Collado en el Ayuntamiento (no desplazando a concejal a finca ni nada de eso) creo que os dan el libro de familia al momento y os ahorráis un paso, pero como necesitéis cualquier otro papel del registro civil, preparaos para noches al raso y un colapso tercermundista.

Si ya os veis atrapados en una historia similar, tengo que decir que alguna orientación para salir del atolladero la conseguimos en http://fororegistrocivil.es/ donde incluso funcionarios de los propios registros resuelven dudas, y preguntando en otro registro civil (el de Pradillo, en mi caso) si uno tiene suerte de que el funcionario que le atienda se conozca bien los entresijos de cómo desbloquear madejas complicadas.

En nuestro caso todo ha terminado bien… Pero con más demora y quebraderos de cabeza de lo que era razonable. Lo dicho, tened mucho cuidado y si podéis elegid un sitio con un registro eficiente.